Noticias y Eventos

El semillero Sm@rka de la Tecnología en Gestión de Merados de la Universidad de la Amazonía, viene trabajando desde junio del presente año en el proyecto de extensión social llamado “Minas de Vida para la reconciliación” con el apoyo incondicional del Ingeniero Agroecologo Diego Francisco Castro docente catedrático de la Universidad y la ACR, Agencia Colombiana para la Reintegración en cabeza del funcionario Jhon Albert Martinez.

El Proyecto de extensión social “Minas de Vida” nace de la idea de crear estrategias y/o metodologías que faciliten el entendimiento y aceptación por parte de la sociedad civil de personas que han pertenecido a grupos al margen de la Ley, pero desean realizar un proceso de reintegración. Por tal motivo era necesario implementar estrategias locales que permitiera el dialogo, la integración y aceptación de la sociedad para personas que realmente desean ser reintegradas a la vida civil.

Minas de Vida se fundamenta de una idea original, que a la fecha no se había utilizado en nuestro país, sin embargo se basa en la ideología del científico Massanobu Fukuoka del sur de Japón, el cual ha generado toda una revolución en agricultura natural a nivel mundial.

Este método que propone Fukuoka para la reforestación (reverdecer) es una especie de pildorización o encapsulado. Consiste en embadurnar semillas en una capa de arcilla y hacer bolas de un grosor determinado dependiendo del tamaño de cada semilla llamadas “Nendo Dango”. El fin es el de protegerla una vez depositada en el terreno y evitar que sea alimento de pájaros, roedores y otros animales. Las semillas están así protegidas a la espera de la época lluviosa. En ese momento la arcilla absorbe el agua y la semilla la utiliza para poder germinar. Este sistema es mucho más eficiente, según Fukuoka, que los métodos tradicionales de reforestación.

Antes de iniciar el proyecto, los docentes y estudiantes de la Universidad de la Amazonía participaron de una charla dada por parte de funcionarios de la ACR, donde dieron a conocer la política de reintegración y los avances que han logrado ellos como entidad del estado.
Para el desarrollo se contó con la participación de la comunidad del barrio Palmas del Eden de la ciudad de Florencia, donde una comunidad de aproximadamente 30 personas integradas por niños, jóvenes, adultos y tercera edad; desarrollaron durante varios fines de semana talleres de reconciliación, elaboración de “Nendo dango” y siembra de árboles en el parque principal del mismo barrio.