Noticias y Eventos

El rector de la Universidad de la Amazonia Gerardo Castrillón, acompañado por los funcionarios del Alma Mater, estudiantes, y el equipo de paz, encabezó el acto simbólico y muy emotivo donde una vez más se clamo por la anhelada paz del país, con motivo de la dejación de las armas por parte de la guerrilla de las Farc y el fin de la guerra en Colombia.

 Un Jardinero del Alma Mater y el rector Gerardo Castrillón, sembraron un árbol de Sombrillo, se dieron la mano, un abrazo y posteriormente tuvo lugar un acto de reconciliación denominado Abrazotón donde los asistentes le dieron la bienvenida a la dejación de las armas con manifestaciones de respeto y afecto sincero.

Este sentido acto por la paz del país y del Caquetá, tuvo lugar frente a la Oficina de Paz de la institución, todo con el objetivo resaltar el hecho histórico que marca el 27 de junio de 2017 como el día de la dejación definitiva de las armas por parte de la guerrilla de las Farc al entregar 7 mil 32 armas modernas al organismo de monitoreo de la ONU.

 Así, tras entonar los himnos de Colombia, Caquetá y de la Universidad de la Amazonia, se realizó un minuto de silencio en honor a las víctimas del conflicto, la sentida intervención del rector del alma mater y la oración por la Paz de autoría de San Francisco de Asís, leída por la Vicerrectora Académica Bertha Lucia Galeano.

 Posteriormente, los funcionarios de la Uniamazonia portaron elementos como flores de colores, agua y carteles que representan la intención desde la academia de aportar a la paz, tras la dejación de armas por parte de las Farc.

“Que ahora la única arma sea la palabra”, indicó el rector de la Universidad de la Amazonia Gerardo Castrillón Artunduaga.